Vecinos y vecinas de Vilafamés han vivido un intenso fin de semana marcado por los eventos musicales y festivos organizados en honor de Sant Miquel. Así, el día más emotivo y esperado por la localidad fue el domingo, día de la tradicional visita a Sant Miquel. Allí, en un día soleado y con gran afluencia registrada, la gastronomía fue la principal atracción con un almuerzo típico de sardina, pimiento, huevo y tomate y una paella popular para todas las personas presentes.

La organización del fin de semana estuvo a cargo de la Associació d’Amics de l’Ermita de Sant Miquel. El consistorio felicita a la asociación por la implicación y genial organización de todos los actos preparados, y por mantener viva la llama de Sant Miquel año tras año.

La tarde del viernes empezaron las actividades con la entrega de premios del concurso de fotografía ‘Paratge Descobert’, que trata sobre el Paraje Natural Municipal de Sant Miquel ubicado en El Mollet. Cristian Ibáñez Valero, con su obra llamada ‘Cap vespre sobre Sant Miquel’, consiguió el galardón a mejor fotografía. Carlos Seglar Cabrera, con la pieza ‘Amb dos ulls per admirar’, y Xavier Pachés Torlà, con ‘El robí de Sant Miquel’, consiguieron la segunda y tercera plaza, respectivamente. Debido a la previsión meteorológica, el Polideportivo Municipal L’Estepar acogió la primera gran cena del fin de semana esa misma noche, amenizada por el grupo flamenco ‘Cositas Buenas’.

El Grupo de Bombos y Tambores de la Associació d’Amics de Sant Miquel fue protagonista en la tarde del viernes y del domingo con dos conciertos. El del viernes fue un pasacalle por Vilafamés, que dio inicio a la cena popular en el polideportivo. Mientras que el concierto del domingo se desarrolló en la ermita de Sant Miquel y significó el cierre de las Fiestas, tras la misa en honor al patrón del pueblo. Cabe destacar que todas las personas que quisieron rendirle honores a Sant Miquel se pudieron acercar a la ermita durante todo el sábado y el domingo.