Vilafamés renueva el sistema de comunicaciones y telefonía móvil y fija del consistorio

El Ayuntamiento de Vilafamés ha formalizado un nuevo contrato para la instalación y el servicio de un nuevo sistema de comunicaciones de datos y voz, tanto fijos como móviles. Esta contratación permite renovar el servicio de telefonía móvil y de acceso a internet en las dependencias municipales, así como huir de la obsolescencia tecnológica para beneficiar el servicio a los ciudadanos. Así pues, se ha adjudicado el concurso a la empresa UTE formada por Telefónica de España y S.A.U, Telefónica Móviles. La facturación de los servicios será mensual.

La próxima instalación de servicios, por tanto, comprenderá la mejora en las comunicaciones de voz en ubicación fija así como en líneas móviles, y también de datos y acceso a Internet en los edificios municipales. Por lo que respecta a Internet, se especifica tanto el suministro, la instalación como el correcto mantenimiento de todos los accesos, así como el equipamiento necesario para la conexión. Además de contar con la mejor tecnología y máxima velocidad de acceso según la cobertura y disponibilidad de su red. Por otro lado, la prestación de telefonía fija explica que se deberá contar con, entre otras funciones, desvío de llamadas, contestador, identificación de llamadas, llamada a tres o llamada en espera. Además, las conexiones de telefonía móvil deberán asegurar cobertura exterior e interior en todas las sedes del Ayuntamiento, para garantizar la correcta operativa de los cuerpos de emergencias y seguridad del Ayuntamiento.

Actualmente, las conexiones sólo están instaladas en el Ayuntamiento, en la Biblioteca Municipal, en la antigua Oficina de Turismo y en el Casal Jove. Sin embargo, la próxima actuación comprende la ampliación de este servicio en las dependencias del Albergue Municipal, de la Ludoteca y del edificio Quatre Cantons, donde ya se ubica la Oficina de Turismo. De este modo, se garantiza la evolución tecnológica de los servicios comunicativos del ayuntamiento, y, en consecuencia, se gestionan más eficientemente los mecanismos que controlan la calidad del servicio ofrecido a vecinos y vecinas.