Vilafamés inaugurará el próximo sábado día 3 de febrero el antiguo campo de aviación de la guerra civil española como nuevo recurso turístico de la localidad, una vez finalizados gran parte de los trabajos de recuperación y restauración de las diferentes áreas e infraestructuras de la zona. Son 11.000 metros cuadrados en los que los visitantes descubrirán la antigua torre de telecomunicaciones del aeródromo, el refugio antiaéreo del Estado Mayor del Camp, las cocinas para el personal o 200 metros de trincheras transitables, entre otros y que “supondrán la ampliación y diversificación de la oferta turística de Vilafamés”, señala el concejal de Turismo, Lluís Torlá.

La jornada empezara con el acto oficial de inauguración que dará a toda una serie de actividades que se alargarán durante todo el día y que se realizarán tanto al campo de aviación como varios espacios de la localidad. Entre los más destacados se encuentra la recreación histórica de pilotos de la legión cóndor alemana y de la aviación republicana, en forma de museo viviente, que estará acompañada por un vuelo de exhibición del Büker Bü-133 Jungsmesiter, un avión de la época de la guerra civil. Al mismo tiempo, durante toda la mañana, en el campo de aviación se realizarán visitas guiadas y talleres infantiles.

Estas actividades se completarán con todo un programa de actos que tendrán lugar ya en Vilafamés. Exactamente, en la plaza de la Font se instalará una carpa con ambientación militar de la época, mientras que a la sala Quatre Cantons habrá una completa exposición con diverso material militar de la época. También en la misma sala, ya en horario por la tarde, se presentará un avance del documental realizado sobre el campo de aviación por parte de Miguel Lobera y Gabriel Ahís, y también el libro ‘¡Objetivo Levante!, coordinado por Carlos Mallench, Blas Vicente y Josep Joan Miralles.

El regidor de Turismo, Lluís Torlá, explica que “este antiguo aeródromo es el único recurso turístico de estas características que hay actualmente a las comarcas de Castellón”, y que verá la luz el próximo sábado gracias al proyecto impulsado por el Ayuntamiento y financiado por la Generalitat Valenciana y Memoria Histórica.