Los motivos que han retrasado la ejecución de la obra del campo de fútbol han sido varios:

-Inicialmente se realizaron prórrogas provocadas por las lluvias. Todas ellas figuran en los informes de la dirección de obra y en las actas de las juntas de gobierno, de las cuales tiene copia la oposición.

-Tras haberse ejecutado la mayoría de la obra y a falta únicamente de la instalación del césped artificial, la empresa  SANCO, adjudicataria de la obra, entró en concurso de acreedores. A partir de este momento el Gobierno y los servicios técnicos municipales están trabajando en conseguir la cesión de la adjudicación a otra empresa con la finalidad de acabar los trabajos. De todas estas incidencias se ha informado puntualmente a los concejales del PP, tanto en las comisiones informativas como en los plenos.

-Los problemas surgidos han sido totalmente ajenos al Ayuntamiento de Vilafamés como demuestran estos hechos.

-Durante el desarrollo de las obras, el presidente del CF Vilafamés, Gabriel Mayo y el equipo técnico del club han mantenido un contacto permanente con el Ayuntamiento de Vilafamés, especialmente con el concejal de Deportes, Lluís Torlà.  Las reuniones entre el equipo técnico y el edil han sido semanales.

-El Ayuntamiento de Vilafamés se ha hecho cargo de los gastos extraordinarios del C.F Vilafamés que juega sus partidos como local en Cabanes y Castellón. De este modo, según ha apuntado el presidente del club, «las cuentas no se han visto alteradas en ningún momento».

-Lamentamos que el PP tenga que recurrir a calumnias para confundir a la población de Vilafamés y crear crispación entre los vecinos.